22 abr. 2010


El Amor y Khalil Gibrán


Hace tiempo, cansada de encontrar poemas y escritos que ensalzaban la entrega total a otra persona como muestra de amor (enfermizo, bajo mi punto de vista), topé con Gibrán Khalil Gibrán y me encantó lo que leí. Aquí os dejo un extracto de su obra para que la disfrutéis:





"Amaos el uno al otro pero no hagais del amor una atadura,

que sea más bien un mar movible entre las orillas de vuestras almas.

Llenaos el uno al otro las copas pero no bebáis de la misma copa.
Daos el uno al otro el trozo de pan pero no comáis del mismo trozo.
Cantad y bailad juntos y estad alegres pero cada uno de vosotros sea independiente.
Las cuerdas del laud están solas aunque tiemblan con la misma música.
Dad el corazón pero no para que el compañero lo tenga, sólo la mano de la vida puede contener los corazones.
y estad juntos, pero no demasiado juntos, porque los pilares del templo están aparte.
Y ni el roble crece bajo la sombra del ciprés, ni el ciprés bajo la del roble"




La última frase me encanta! Conocéis algún poema/canción/libro que defienda el amor de naranja entera?




Mónica QJ

4 comentarios:

  1. Es un antiguo cuento de tradición sufí, creo...
    He trabajado mucho con él en grupos de mujeres y me encanta.

    ResponderEliminar
  2. No tiene mucho que ver, pero te recomiendo el primer capítulo del libro de Nazaním Amiriam "El islam sin velo". Jesucristo se supone que era célibe. Mahoma no, y eso influye mucho. Cuenta el libro que en los textos sagrados del Islam (aunque androcéntricos porque están escritos por hombres y para hombres) se describe el sexo como algo recomendable y hasta cuasi obligatorio. Y se emplaza al hombre a dar placer a la mujer, a no ir directo a la penetración sino acariciarla, a pensar en ella y no abandonar los deberes maritales ni siquiera para rezar.

    En la misma línea, "El harén de Occidente" de Fátima Mernissi también cuenta cómo se concibe el sexo en la cultura árabe. La comunicación y la retórica son fundamentales para la seducción, por lo que el prototipo de tía buena tonta no triunfaría en ese contexto. El modelo es Sherezade, quien salvó su vida no por tener buenas tetas sino porque era lista y culta.

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias por vuestra contribución :).

    Anónim@, he estado mirando y el título del libro es "El Profeta". y la verdad es que para trabajarlo en grupos de mujeres es perfecto.

    June, muchas gracias por las sugerencias. Iré en su busca! :)

    Un placer teneros por aquí.

    ResponderEliminar
  4. Hola!! no trata sobre media naranja pero sí de la idea del amor tan idealizado que tenemos. A pesar de que esta mujer es del siglo XIX la visión sobre el amor sigue igual o muy parecido. Espero que os guste:

    (lease con un toque de ironia)


    ¿Es verdad que de estar muerta sintieras...

    ¿Es verdad que de estar muerta sintieras
    menos vida en ti mismo sin la mía?
    ¿Que no brillara el sol lo mismo que antes
    sabiéndome en la noche del sepulcro?

    ¡Qué estupor, amor mío, cuando vi
    en tu carta todo eso! Yo soy tuya...
    Pero... ¿tanto te importo? ¿Cómo puedo
    servirte vino con mi mano trémula?

    Renunciaré a los sueños de la muerte
    volviendo a las miserias del vivir.
    ¡Ámame, amor, tu soplo resucita!

    Otras cambiaron por amor su rango,
    y yo por ti el sepulcro, la dulzura
    celestial por la tierra aquí contigo.

    elizabeth barrett browning

    ResponderEliminar

¡¡Muchas gracias por contribuir!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...